post_1595643870.jpg

Fototipos cutáneos: características y mantenimiento


SALUD Y BELLEZA

¿Sabes cuál es tu fototipo de piel?

La exposición a la radiación solar ejerce un papel diferente en cada tipo de piel, es por ello que, según la cantidad de melanina, se pueden determinar los tipos de tratamientos que favorecen o perjudican a cada persona según su fototipo cutáneo (reacción y adaptabilidad de la piel ante los estímulos solares).

Con la finalidad de caracterizar la respuesta a la exposición solar, el dermatólogo Thomas Fitzpatrick clasificó la piel en 6 tipos, creando así la Escala Fitzpatrick, utilizada en todos los tratamientos dermoestéticos para asegurar la durabilidad y el éxito del servicio facial o corporal a tratar.

Escala Fitzpatrick

Fototipo 1. Piel muy clara - Muy sensible a la luz solar.
Ojos azules o verdes, pecas, cabello rubio o pelirrojo. Piel casi albina. La exposición a luz solar en vez de broncear, quema y enrojece intensamente la piel, además de que se descama con gran facilidad.

Fototipo 2. Piel clara - Sensible a la luz solar.
Ojos claros, cabello rubio o pelirrojo. La piel suele quemarse y enrojecerse ante la luz del sol, pero a diferencia de la piel muy clara, puede pigmentarse/broncearse ligeramente.

Fototipo 3. Piel blanca - Sensibilidad normal a la luz solar.
Ojos y pelo castaño (caucásico). Como la exposición solar es habitual, no se quema rápidamente, dando paso a un bronceado natural.

Fototipo 4. Piel mediterránea - Tolerancia a la luz solar.
Ojos y cabello oscuro. Piel mediterránea. Es poco frecuente que se queme o se enrojezca; sin embargo la pigmentación es casi inmediata.

Fototipo 5. Piel morena - Tolerancia alta a la luz solar.
Piel amarronada con enrojecimiento y quemazón imperceptibles. Pigmentación fácil. El tono del bronceada suele ser muy intenso.

Fototipo 6. Piel negra - Tolerancia altísima a la luz solar.
Piel negra, resistente a las quemaduras y sensible al bronceado o pigmentación.

¿Cuál es la importancia de los fototipos cutáneos?

La clasificación de los fototipos de piel precisará la eficacia y la seguridad de los tratamientos estéticos (faciales y corporales), sobre todo aquellos en los que se use la luz láser o la luz pulsada para depilar o para despigmentar. A través de esta escala se tratará la piel con menor o mayor frecuencia, además de que se determinará la potencia de la aparatología especializada.

Para ello, el especialista deberá aplicarle al paciente el test de evaluación del fototipo cutáneo, además de observar la piel para verificar los datos recabados. Sólo de esta manera se fundamentará mediante bases objetivas el número de sesiones y la duración de las mismas.

¿Quieres conocer tu fototipo de piel para elegir tu tratamiento ideal adecuado? En Siluets encontrarás una asesoría profesional personalizada y la tecnología más eficiente del mercado para que tus resultados sean duraderos.