post_1591377647.jpg

Skincare paso a paso: pieles grasas


BELLEZA

Las pieles grasas se caracterizan por la acumulación excesiva de sebo, lo que ocasiona la obstrucción de poros y, en consecuencia, la aparición de barritos y espinillas. En este sentido, en las rutinas básicas de cuidado diario se deben enfatizar algunos aspectos para evitar que la grasa acumulada provoque acné.

Guía paso a paso para el cuidado de pieles grasas

1. Desmaquillante.
Después de un largo día, es común que en las noches nos saltemos el paso más importante de una rutina de belleza. Si no nos desmaquillamos con un producto específico para esta tarea, el agua y el jabón no eliminarán totalmente las impurezas y los residuos del pigmento del maquillaje.

¿Quieres nutrir tu piel con un producto profesional para retirar el maquillaje de tus cejas y pestañas? Pharmalash de Thermafine no sólo te ayudará con el primer paso de tu rutina básica para pieles grasas, sino que además se encargará de acelerar el crecimiento de tus pestañas y cejas.

2. Limpiador.
La limpieza del rostro con agua y jabón por lo menos dos veces al día ayuda a la piel a deshacerse por completo de la suciedad acumulada durante el día o durante la noche. Actualmente, la limpieza cobra especial importancia para eliminar los agentes virales que nos enferman. Es por ello que se debe enfatizar este paso, incluso con una limpieza vespertina, siempre y cuando se cuente con las condiciones higiénicas necesarias.

Para remover el excedente de grasa y todas las impurezas puedes incluir Vitaclean, el gel limpiador de Thermafine, ideado especialmente para contrarrestar la exposición diaria de la piel al medio ambiente.

3. Hidratante.
La inclusión de una crema hidratante en la rutina de skincare cumple tres funciones: suavizar, proteger y preparar. Después de limpiar el cutis, este suele resecarse, razón por la que debemos aplicar una crema hidratante que atienda a las necesidades de cada tipo de piel, ya que de lo contrario sólo la resecaremos más o, en su defecto, agregaremos oleosidad innecesaria. La crema hidratante también se encarga de preparar a piel para la aplicación de un tratamiento de reparación (antimanchas, antiedad, antiacné, etc.), dejando la piel suavizada y protegida.

La línea Skincare: Pieles Grasas de Thermafine cuenta con un gel hidratante de toronja para atenuar el exceso de grasa. Con este producto, además de consentir tu piel, disfrutarás de un rico aroma durante el día.

4. Tratamiento.
Una vez que se haya eliminado cualquier impureza de la piel, es el momento de aplicar nuestro tratamiento de cabecera. Para una piel grasa, regularmente se opta por prevenir la aparición de barritos y puntos negros a través de un tratamiento tópico antiacné; sin embargo, para conseguir resultados con mayor duración, las cremas o geles se pueden acompañar con un mantenimiento mensual o quincenal mediante aparatología específica.

Pharmacné de Thermafine te ayudará a eliminar el tejido dañado y a deshacerte de las impurezas que acumulan grasa y forman los desagradables puntos negros.

5. Protector.
Para sellar la hidratación y el tratamiento, es necesario terminar la rutina con un protector solar que cumpla con las necesidades de una piel grasa o mixta para que no obstruya los poros. Es importante aplicar el protector, con las manos limpias y en una ambiente limpio, cada tres o cuatro horas.

El Fotorprotector de Thermafine te ayudará a evitar la muerte celular por radiación solar y/o electrónica, protegiendo tu piel y nutriéndola al mismo tiempo.

*6. Contorno de ojos.
Como paso opcional, antes del protector se puede aplicar una crema para el contorno de ojos que disminuirá paulatinamente la hinchazón de las ojeras, relacionada en la actualidad con la “fatiga digital”, es decir, con la interacción constante entre la vista y la luz led de los aparatos electrónicos.

¿Y tú cómo cuidas diariamente tu piel?